Problemas de salud en gatos y cambios en el pelaje

Continuamos analizando las distintas razones por las cuales un gato puede ver alterado su color de pelo. Los cambios físicos responden, en muchas ocasiones, a cuestiones como la edad, la exposición al sol o la genética, pero también pueden ser el síntoma de una enfermedad, o un alerta sobre una dieta deficiente. ¿Qué otras causas pueden hacer que el color de pelo de nuestro gato se vea alterado?

1. Problemas de salud

Si un gato está enfermo o está atravesando algún cuadro que pueda deterior su salud, el cambio en el color de pelo puede ser un signo a analizar. En los casos donde el pelo cambia por cuestiones de salud, se suele notar un cambio brusco en el color del pelo del gato. Los veterinarios son los únicos capaces de diagnosticar la enfermedad y el curso a seguir para recuperar la salud del felino.

Algunos gatos pueden ver afectado el color de su pelaje por sufrir estrés o ansiedad. Esta dolencia crea cambios bruscos en el organismo y además de un cambio notable en el color, también se puede percibir una pérdida mayor en la cantidad de pelo. La aparición de canas, si bien muchas veces está relacionada con la edad del gato, también puede ser un indicador de problemas de salud.

Otra causa relacionada con la salud y el cambio en el color de pelo es el ciclo de crecimiento del pelo. Los gatos tienen un ciclo regular en el que recambian pelo, pero a veces el cambio de color se debe a un frenado en este ciclo. La falta de expulsión del pelo viejo, hace que se quede en la muda, se torna viejo y el color empieza a verse apagado y sin brillo.

El vitiligio y la alopecia también pueden ser condiciones que, en relación a los problemas de salud, afectan la coloración del pelo de los gatos. El vitiligio es una condición de cambio de pigmentación en el pelo y en la piel del felino. No necesariamente sea un problema de salud, pero muchas veces sus orígenes están en enfermedades como el lupus y la uveítis. Si se produce de golpe, es recomendable ver a un veterinario para descartar problemas mayores.

La alopecia, que aparece en zonas específicas del cuerpo, también puede traer cambios en la coloración del pelo e indicar que le gato está atravesando una etapa de salud delicada. Se trata de razones y síntomas a tener en cuenta, pudiendo indicar algo más grave o simplemente casos aislados.